Los aportes económicos al MAS provenientes de los depósitos de servidores públicos alcanzan los Bs 12 millones, según informó su líder Evo Morales quien reiteró al Gobierno la solicitud de no prohibir las contribuciones. Ante este hecho, el diputado Rolando Cuéllar respondió que no aportarán mientras Morales siga fungiendo como presidente de ese partido y hasta que no haya renovación de ese cargo.

“Cumpliendo con las normas (del MAS) hay un aporte único en la cuenta bancaria (del partido), empezaron bien y por instrucciones suspendieron. (…) Momentáneamente la Presidencia y algún ministerio aportaron, tenemos un monto de 12 o 13 millones de bolivianos. Vamos a empezar con un curso taller y queremos definir el manejo con las fuerzas sociales y organizaciones fundadoras de este Instrumento Político que es la Única, las Bartolinas y los Interculturales”, refirió Morales.

El líder cocalero no especificó si este monto es mensual o anual, pero dijo que los funcionarios aportan entre Bs 100 y Bs 150, de acuerdo al porcentaje que ganan. Asimismo denunció que algunos ministerios promueven los “dobles aportes y los compañeros están soportando por defender su trabajito, con dolor se quejan”.

“Del Ministerio de la Presidencia, del Ministerio de Justicia, de algunos ministerios se vienen a quejar, a mí me dicen textualmente, que al margen de aportar a la cuenta bancaria aportaban al ministerio. ‘Ahora nos han prohibido que aportemos y ese aporte va… (al ministerio)’, siguen aportando”, aseguró Morales.
Sobre estas acusaciones, el jefe de bancada nacional del MAS, Andrés Flores dijo no tener información disponible. 

El ampliado del MAS celebrado el sábado en Cochabamba exigió al Gobierno restituir los aportes económicos de los servidores públicos en todos los niveles administrativos del Estado y la militancia en cumplimento al estatuto masista, “bajo la advertencia de iniciar todas las acciones mediante procesos sumarios disciplinarios”, dice el pronunciamiento masista.

El diputado del ala renovadora Rolando Cuéllar, dijo que tanto el Gobierno como los legisladores solo contribuirán a la nueva directiva que se elija en el congreso nacional del oficialismo.
“Nosotros no vamos a aportar porque esa dirección nacional es obsoleta, ya feneció. Son ocho años y no tiene atribuciones ni legitimidad para estar cobrando aportes. El Gobierno nacional y los diputados vamos a aportar a la dirección nacional que tenga legitimidad y cuando el señor Morales no esté en el cargo”, sostuvo el legislador que fue expulsado del MAS el pasado año.

Morales dijo que el presidente Luis Arce y el vicepresidente David Choquehuanca deben ser los primeros en cumplir con el estatuto y no prohibir los aportes. También dijo tener información que no hay aportes desde la Vicepresidencia y que se investigará este hecho.

El estatuto del MAS, en su artículo 72, dispone que los militantes de ese partido que sean servidores públicos, autoridades electas y designadas están obligados a aportar de forma regular, bajo la siguiente escala: el 1% de su sueldo quienes ganen entre el salario mínimo y 10.000 bolivianos; el 2% de su total ganado cada mes quienes perciban entre 10.001 y 20.000 bolivianos; y el 3% de su sueldo quienes tengan salarios superiores a 20.001 bolivianos. 

El abogado Ramiro Orías, en su columna de opinión, advirtió que el estatuto aprobado por el Tribunal Supremo Electoral es incompatible con el artículo 232 de la Constitución porque “socava la imparcialidad del servicio público” al pedir aportes.

Deja un comentario