La Policía Forestal y de Protección al Medio Ambiente (Pofoma) aprehendió a una persona acusada de biocidio, debido a que hacía licuado de ranas que atrapaba en el lago Titicaca y lo comercializaba en una feria de la ciudad de El Alto.

“Se ha detectado a una persona que estaría realizando licuados con ranas del lago Titicaca. En ese sentido, se ha realizado la aprehensión del mismo y se decomisó tres ranas, las mismas que estaban por ser sacrificadas”, indicó el director nacional de Pofoma, Edwin Cárdenas.

La denuncia fue hecha por transeúntes de la urbe paceña, quienes señalaron que el hombre gritaba y ofrecía a la gente un líquido que él denominó como «jugo de rana».

La Policía rescató de tres ranas que se encontraban en frascos de plástico al interior de una bolsa; sin embargo, al menos 10 ranas fueron sacrificadas por esta persona que será procesada por biocidio debido a que se trata de una especie en peligro de extinción.

(Con información de Los Tiempos)

Deja un comentario