Dos hechos de sangre que dejaron como víctimas tres personas fallecidas se registraron ayer en la población de San Matías. Dos hombres fueron muertos en un local donde se realizan riñas de gallos, mientras que un tercero fue acribillado a pocas cuadras de la plaza principal de este municipio. Con estos crímenes suman cuatro los asesinados en la localidad maiteña en las últimas 72 horas. El viernes se encontró un cuerpo carbonizado en este municipio.

Ayer, pasadas las 19:00, la Policía realizó el levantamiento de los cuerpos sin vida de José David Shriqui Rapp y Fabiano De Souza. El informe preliminar señala que ambos se encontraban reunidos junto a otras personas en el local de riñas de gallo, ubicado a tres cuadras de la plaza principal, cuando ocurrió la balacera que dejó, además, dos personas heridas, que aún están sin identificar.

José David Shriqui era hijo del exalcalde de Trinidad Moisés Shriqui, hermano del actual concejal del municipio trinitario Mezoth Shriqui, y primo hermano del gobernador de Beni, José Alejandro Unzueta. La Gobernación beniana, la Alcaldía y el Concejo Municipal de Trinidad emitieron sus respectivas condolencias.

Por otro lado, en horas de la mañana un hombre identificado como Rosauro Maturana Ramos (45) fue abatido a tiros en inmediaciones de una carnicería, ubicada en la avenida Barrientos y a pocos metros de la plaza principal de San Matías.

Según el informe preliminar de la Policía, el delito ocurrió pasadas la 7:00 del domingo cuando la víctima se encontraba caminando por el mencionado frial. A la altura de este negocio fue interceptado por una camioneta marca Toyota, color plomo, tipo Hilux, de donde bajaron al menos tres sujetos para abrir fuego contra la humanidad de Maturana.

En un video de seguridad, al que tuvo acceso EL DEBER, se ve que la acción dura menos de un minuto y uno de los sicarios utiliza un arma larga.

El dueño de la carnicería, R. K. (38), fue afectado tras el hecho de sangre porque una de las balas alcanzó su pierna izquierda por lo que tuvo que ser evacuado, primero, al hospital municipal de San Matías, para finalmente ser llevado a un centro de salud en el municipio de Cáceres, en Brasil.

Según la información de la Policía Boliviana, el occiso contaba con antecedentes policiales al igual que su esposa, identificada como E.V.S., y estuvieron recluidos en un centro penitenciario de Brasil por los delitos de organización criminal, posesión ilegal de arma de fuego, secuestro y robo.

El cuerpo sin vida de Maturana fue llevado directamente a la morgue para que se le realice de la autopsia de ley.

Hechos recientes

El pasado viernes fue encontrado, en una propiedad cercana a la comunidad de Ascensión de la Frontera del municipio de San Matías, el cuerpo carbonizado y sin vida de Weslin Ferreira Flores (19). Según los primeros reportes, los restos fueron hallados cerca de un alambrado, entre las malezas.

La víctima también presentaba cortes profundos en el abdomen, y ante la violencia ejercida en su cuerpo, la Policía trasladó los restos a la morgue judicial para que se determinen la causa y la data de la muerte.

Deja un comentario