Osmar Arroyo/El Andaluz

Cada año que pasa la situación del Ingenio Azucarero de Bermejo (IABSA) se agrava y se pone en riesgo el futuro de la actividad azucarera en el municipio fronterizo.

El dirigente de los productores cañeros, Normando Choque indicó a El Andaluz que la industria atraviesa por una serie de dificultades, procesos legales por sueldos impagos a los trabajadores, ordenes de remate de algunos bienes del ingenio y la falta de consenso con el sector cañero para poder iniciar la zafra 2022.

El futuro de la actividad azucarera en Bermejo es incierto, debido a todos los problemas por los que atraviesa el ingenio, esta situación ha generado que no se garantice la compra de toda la caña producida en campo, es por eso que el sector determinó disminuir la cantidad de caña producida para sustituir por la siembra de otros productos de manera alternativa y si esta situación continúa podría reducirse aún más.

Normando Choque indicó que la producción de caña se habría reducido en un 60 por ciento, que antes se producía hasta 600 mil toneladas de caña para producir 1.200.000,00 quintales de azúcar, pero en la actualidad se produce alrededor de 200 mil toneladas de caña para producir 400 mil quintales de azúcar.  

El dirigente recordó que la empresa azucarera antes era del Estado, pero después de su privatización el sector pensó que la situación iba a mejorar con la implementación de tecnología de punta, pero no se lograron superar las deudas y los problemas laborales por los que atraviesa.

“Estamos teniendo serios problemas”, explicó a tiempo de señalar que las deudas no se lograron cubrir.

Señaló que el ingenio debe dinero a Impuestos Nacionales (SIN), debe a la Administradora de Fondos de Pensiones (AFPs) tienen deudas con los trabajadores y también se tiene deudas con los productores cañeros.

Se tratan de deudas millonarias y Choque recordó que el sector se pronunció sobre el tema ya hace varios años.

“Lamentablemente pensábamos que iba a superar con inversionistas de La Paz”, expresó.

Los problemas con los trabajadores se agravan, señaló que son más de 46 trabajadores a los que se les adeudaría más de 10 millones de bolivianos.

También mencionó que se pronunciaron sobre el remate de la fábrica de alcohol y que esta situación pone aún más en riesgo la zafra para la molienda de la caña de azúcar.

El dirigente de los productores cañeros dijo que de esta situación ya se hizo conocer a la institucionalidad de Bermejo y es a través del Comité Cívico se esta haciendo un análisis con todas las instituciones para buscar la forma de que se puedan solucionar los problemas que existen en torno al ingenio.

Reconoció que el ingenio genera un movimiento económico importante en Bermejo y que al generar una función social, el Estado también es responsable de dar solución a este tema.

Remarcó que el Estado tiene tuición a través del Ministerio de Desarrollo Productivo y Economía Plural para dar una solución al tema.

“No podemos estar cada año con problemas para el inicio de la zafra o para el recojo de azúcar”, apuntó.

Señaló que para el inicio de la zafra cada año se tiene problemas, si no es con el sector cañero es con los trabajadores del ingenio.

Para el recojo de azúcar de los productores se tiene que hacer un paro por parte del sector.

El sector cañero este año pide al sector industrial que se cumpla con la norma nacional para la coparticipación en los subproductos, un 60.60 por ciento de la producción de azúcar, pero al momento no se tienen acuerdos y gran parte de los productores aún no lograron un acuerdo con el ingenio.

Normando Choque dijo que en caso de que no se cumpla con los porcentajes de coparticipación, esta provocará que para el próximo año la producción de caña de azúcar se disminuya más aún.

Parte de los cultivos de los productores ahora tienen soya, trigo, maíz, cebolla, entre otros productos.

Deja un comentario