Osmar Arroyo/El Andaluz

La situación en la Asamblea Legislativa Departamental de Tarija (ALDT) aún es incierta, puesto que la resolución del Tribunal Electoral Departamental (TED) sobre la situación de Federico Salazar como representante del pueblo Weenhayek fue apelada ante el Tribunal Supremo Electoral.

Para el asambleísta departamental y segundo vicepresidente de la directiva, Rubén Reyes no se cumplieron con todos los procedimientos establecidos en la norma y se vulneró el derecho de una legitima representación a favor del pueblo Weenhayek.

El legislador departamental indicó que existen graves afectaciones al derecho de una legítima representación que tiene el pueblo Weenhayek, derecho consagrado en la Constitución Política del Estado (CPE).

Mencionó que la decisión sobre la representación perjudica, porque se quedó sin representación el pueblo Weenhayek hasta que se resuelva el tema.

Remarcó que se vulnera de manera flagrante el derecho político de una representación al pueblo indígena y que se debería habilitar a  los nuevos representantes para inhabilitar a Federico Salazar en caso de las circunstancias lo ameriten.

Lamentó que se haya tomado una decisión sin sustento y de manera irregular, sin legitimidad, sin tomar en cuenta el derecho del pueblo Weenhayek, al impedirles que tengan una legítima representación.

“Falencias de autoridades que deberían darle certidumbre a la democracia”. expresó

Otra irregularidad mencionada por el asambleísta departamental es sobre la elección de nuevos representantes, puesto que el órgano electoral cuenta con un reglamento en el que indica que todo proceso de elección o revocatoria debe ser acompañado por el Tribunal Electoral, pero no se lo hizo de esa manera.

Recordó que para elegir a Federico Salazar como representante del pueblo Weenhayek se tuvo el acompañamiento del órgano electoral al proceso y que se logró más de 300 firmas para elegirlo, pero ahora para revocarlo presentaron un documento con sólo 20 firmas, de la misma manera para elegir a nuevos representantes se cuenta con 20 firmas, sin tener la certidumbre si esas firmas son de personas reales, porque no se tuvo el acompañamiento del órgano electoral.

Indicó que para revocar a Salazar, por lo mínimo de debería contar con un poco más de 150 firmas, más de la mitad de la cantidad de las personas que lo eligieron.

Reyes dijo que se cuestiona el procedimiento, que debería haber sido observado por las irregularidades, pero la determinación de un Tribunal de Garantías y del órgano electoral no garantizan los derechos de los pueblos originarios.

Remarcó que con el fallo se incurrió en una invasión de competencias.

Lamentó que el Tribunal Electoral Departamental (TED) no haya asumido ninguna acción sobre el tema, a pesar de las facultades que tiene y deja que se pueda vulnerar un derecho constitucional, afectando la representación del pueblo Weenhayek.

Estas irregularidades, dijo que muestran que detrás de esas acciones existe una intencionalidad política y los anuncios que se hicieron, con la intención de copar las representaciones indígenas.

Recordó que hace tiempo ya se vino denunciando esta situación, que el objetivo principal es afectar a los representantes de los pueblos indígenas y que ahora van tras la cabeza del representante del pueblo guaraní.

Presidencia de la Asamblea

El segundo vicepresidente de la directiva de la Asamblea Departamental explicó que el reglamento interno señala que en caso de ausencia temporal del presidente del ente legislativo es la vicepresidencia quién asume las funciones de la presidencia de manera temporal, pero el reglamento no indica nada sobre una ausencia definitiva, que sería la situación de Salazar, en caso de que el TSE ratifique la resolución del TED.

Mencionó que los temas que no están dentro del reglamento deben ser resueltos por el plenario, es decir por todos los asambleístas.

En este caso, dijo que la primera vicepresidenta de la Asamblea Departamental, Saida Laura ni siquiera convocó a reunión de directiva y de manera directa se autonombro como presidenta del ente legislativo.

Se tendría que tomar una decisión para que exista una sucesión temporal mientras se resuelve el tema, pero para ello se debe convocar a la directiva.

Recordó que desde el Movimiento al Socialismo (MAS) se impulsó un juicio en contra de Jeanine Añez acusándola de ejercer una presidencia autonombrándose como autoridad, pero ahora el MAS en el escenario departamental repite todo lo que cuestionaron contra Añez.

Pide que se reúna la directiva de la Asamblea Departamental para que se pueda tomar una posición al respecto.

Remarcó que hasta el momento no recibió ninguna invitación a reunión y dijo que este lunes hará esa observación de manera formal a la vicepresidenta de la Asamblea Departamental para que se convoque a una reunión, mientras no se realice una reunión, dijo que todas las posiciones asumidas por cualquier miembro de la directiva, es de manera personal.

Recordó que la vicepresidenta no puede dejar de ser vicepresidenta para asumir como presidenta de la Asamblea Departamental y que en caso de que se ratifique la pérdida de mandato de Salazar, se deberá convocar a una elección de un nuevo presidente, remarcando que cada miembro de la directiva fue elegido para asumir determinadas funciones.

Reyes indicó que en los próximos días el Tribunal Supremo Electoral (TSE) resolverá la apelación de Federico Salazar a la resolución del TED, si deja de ser asambleísta, en ese caso se tendrá que hacer una elección.

Considera que la posición del MAS de una sucesión de manera apresurada, deja en evidencia la intención de tomar el control de la Asamblea Departamental y autonombrarse, lo que cuestionó y dijo que no muestra seriedad.

Por otra parte, indicó que el tema administrativo no esta paralizado y que la semana pasada se eligió un Oficial Mayor quién se encarga de hacer cumplir con todas las actividades administrativas.

Sucesión temporal

Por su parte, la primera vicepresidenta de la Asamblea Departamental, Saida Laura indicó a El Andaluz que ella asume la presidencia, pero de manera temporal, mientras se resuelve la situación de Federico Salazar.

“Soy presidenta en ejercicio de la Asamblea Legislativa Departamental”, expresó Laura.

Hizo referencia a las declaraciones del asambleísta Mauricio Lea Plaza sobre el pedido de una nueva elección de un presidente del ente legislativo.

Para Saida Laura, no corresponde aún convocar a una elección para un nuevo presidente, por lo menos hasta que se resuelva la apelación de Salazar, porque podría ser restituido como asambleísta y retornar a la presidencia o perder su representación.

Remarcó que mientras se resuelve ese tema, se debe asumir la presidencia de manera personal y en este caso le corresponde a la vicepresidencia.

Lamentó las declaraciones de Lea Plaza, señalando que buscan generar confusión en la población.

Respecto a la convocatoria a reunión de directiva, indicó que no lo hizo porque no contaba con la documentación necesaria sobre el tema y que este lunes se pondrá en contacto con los otros miembros de la directiva y se podría convocar a reunión de directiva para este miércoles.

La asambleísta denunció que el asambleísta Lea Plaza se habría reunido con el personal de la Asamblea Departamental, para que sólo atiendan requerimientos de la bancada de Unidos y que debido a eso, no habría recibido la documentación que llega al ente legislativo en su oficina, como presidenta en ejercicio y que solo le llegaron invitaciones para participar de algunas actividades.

Deja un comentario