(Roberto A. Barriga/El Andaluz

Decenas de trabajadores fueron a puertas del Gobierno Autónomo Departamental de Tarija para exigir que se les permita trabajar en estas fiestas de fin de año, la molestia se originó tras la decisión de Comité de Operaciones de Emergencia Departamental (COED) dispusiera no otorgar más permisos para locales del rubro gastronómico para eventos asociados a navidad y año nuevo, a causa del incremento de casos de covid en el departamento.

Meseros, seguridades, gastrónomos, encargados de locales, dueños de negocios gastronómicos, taxistas, barmans, sonidistas, djs, salieron a protestar para exigir su derecho al trabajo.

“Queremos que levanten las restricciones el COED para poder trabajar” explicó Alex Tito, que hablaba de parte de su sector gastronómico y aseguró que dependen de los eventos para llevar a sus hogares alimentos y recursos.

A pesar de la lluvia salieron a la marcha cientos de personas, pero, Tito aseguró que son muchos mas que la lluvia perjudicó su llegada a la protesta.

Por otra parte, Ivar Lopez, representante de los meseros de Tarija, indicó que es difícil buscar trabajo en otros rubros si les cierran sus fuentes laborales, además existe una gran parte de sectores que se benefician de los eventos, uno de ellos el transporte.

Lopez expresó que “protestaran hasta las ultimas consecuencias” para exigir su derecho amparado por la Constitución Política del Estado, el derecho a trabajar.

Los encargados de amplificación que también son beneficiados con el rubro gastronómico y turístico estuvieron presentes.

Una de las grandes observaciones entre el vitoreo de la marcha fue que los funcionarios de la Gobernación que restringen estos eventos tienen sueldos fijos, mientras que ellos (los protestantes) dependen de los eventos y ya se hicieron inversiones.

Se apuntó que esta organizando encendido de luces, ferias navideñas, y eventos de aglomeración de personas con el mínimo de medidas de bioseguridad, mientras que para los eventos les exigen un protocolo estricto que lo cumplen.

Es importante destacar que el municipio también  organiza actividades de adoración y aglomeración de personas en especial menores de edad, por lo que se observó que existe preocupación para algunas actividades y otras no.

Covid en Bolivia

Bolivia registró un aumento del 6 % de contagios de covid-19 respecto a los datos de la pasada semana y cinco departamentos de los nueve del país reportan el incremento de casos en esta cuarta ola de la pandemia en el país.

En la semana epidemiológica 48 se detectaron 7.102 casos, lo que significa un incremento de 420 positivos respecto a la 47 que representa un aumento semanal del 6 % de los casos detectados de covid-19 en el país, según el último reporte del Ministerio de Salud.

Bolivia registra la novena semana consecutiva que registra aumento de casos de covid-19 y que ha incidido especialmente en cinco regiones del país que reportaron un incremento de contagios.

Es el caso de la oriental Santa Cruz con 10 % de aumento de casos en la última semana epidemiológica registrada, de la misma manera Beni incrementó un 161 %, la amazónica Pando con 168 %, Tarija en el sur de Bolivia con un 15 % y la altiplánica Oruro con 5 %.

En tanto las regiones de Cochabamba, La Paz, Chuquisaca y Potosí registraron un descenso de contagios detectados en la última semana epidemiológica.

De acuerdo con el último reporte del Ministerio de Salud, Bolivia registró 531 contagios y siete fallecidos diarios y en total el país acumula 543.390 casos y 19.222 decesos, desde que se identificaron los primeros positivos en marzo del año pasado.

Asimismo el ministro de Salud, Jeyson Auza, pidió tranquilidad a la población y sostuvo que el país cuenta con la tecnología necesaria para detectar la variante ómicron que es de preocupación y que ya cuenta con casos detectados en Latinoamérica.

Además pidió a la población que mantenga las medidas de bioseguridad como el uso de la mascarilla, el distanciamiento social y que acudan a los puntos de vacunación.

Según el último reporte, Bolivia aplicó hasta ahora 8.753.315 dosis desde finales de enero de este año, cuando inició el plan de inmunización en el país que comenzó con el personal sanitario, las personas con enfermedades de base y siguiendo un cronograma dividido por edades hasta llegar a los niños de 12 años.

Bolivia alcanzó a aplicar 4.149.453 primeras dosis, 3.238.460 con la segunda, 385.556 con la de refuerzo, 983.332 cuentan con la vacuna Janssen que es unidosis.

El país logró una cobertura del 66 % con la primera dosis, mientras que 57,5 % con la segunda dosis, según el Ministerio de Salud.

Auza enfatizó en que se están realizando brigadas médicas y ferias de salud para promover la vacunación y evitar que las personas se enfermen o que lleguen a ser internados por las complicaciones de la covid-19.

Agregó que alrededor del 85 % de los pacientes internados en las unidades de terapias intensivas no se aplicaron la vacuna, por lo que pidió a la población ir a inmunizarse.

El plan de inmunización en Bolivia emplea vacunas chinas Sinopharm y rusas Sputnik V compradas por el Gobierno nacional, además de los fármacos AstraZeneca, Pfizer y Janssen donados mediante el mecanismo Covax de Naciones Unidas.

Deja un comentario