REDACCIÓN CENTRAL/TINTA ROJA

Un joven voluntario del Grupo de Apoyo Civil de la Policía (GACIP) fue atacado ayer en la tarde por un perro peligros raza pitbull, el hecho sucedió en la actividad del perroton que se realizó en la ciudad de Tarija, donde al ser llevado al hospital San Juan de Dios, los médicos del lugar se negaron a atenderlo, pues necesitaba que le injerten la oreja que le arrancó el can.

Según se informó por la familia al diario Andaluz, ayer en la actividad del perroton, un joven de 20 años sufrió una herida grave, tras ser atacado por un perro de raza pitbull, donde sus demás camaradas controlaron al can y asimismo trasladaron al muchacho hasta el hospital, donde los médicos le dijeron que no tenían cirujano plástico para injertarle su oreja.

“Yo no vi nada, pero lo que me dijeron es que le sacaron la oreja a mi nieto, le trajimos aquí, pero nos dicen que no hay cirujano, y es delicado lo que pasa (…) Tenemos la oreja y necesita que se lo injerte, no quieren atender”, dijo su abuela, quien lamentó que los galenos del lugar se nieguen a prestarle la atención adecuada.

En tanto otras de las familiares de la víctima señaló que el hecho sucedió en el perroton, y en este lugar el muchacho intentó separar a dos perros que se peleaban, por lo que en su descuido un tercer perro lo atacó por atrás mordiéndole hasta arrancarle casi toda una oreja.

El caso está ahora en investigación y se espera que se sancione a los médicos por la falta de atención, pues la familia del herido lo trasladaron hasta una clínica privada.

Deja un comentario