Osmar Arroyo/El Andaluz

La semana pasada el gobernador de Tarija, Oscar Montes en Yacuiba presentó un informe sobre la transferencia de recursos al Gobierno Autónomo Regional del Chaco y aseveró que el Gobierno Regional adeuda al Gobierno Departamental 48 millones de bolivianos por transferencias en demasía que se hicieron en gestiones pasadas.

El Gobierno Regional y el Gobierno Departamental iniciaron las conversaciones para la conciliación de cuentas, y Montes pidió al Chaco honrar la deuda que tienen con la gobernación.

Ante esas declaraciones, el ejecutivo del Gobierno Autónomo Regional del Chaco, José Luis Abrego en una entrevista con El Andaluz lamentó las declaraciones de Oscar Montes y dijo que los datos que presentó no son reales, que más bien es el Gobierno Departamental quién adeuda recursos al Chaco desde el 2010 al 2021.

Indicó para las Noticias de Tarija que está iniciando un trámite ante el Ministerio ce Economía y Finanzas a cuentas del Gobierno Departamental por una deuda de 17 millones de bolivianos por concepto de recursos de las regalías hidrocarburíferas que debieron ser transferidos al Chaco en años anteriores.

Calificó las aseveraciones de Oscar Montes de “irresponsable”, asegurando que más bien es el Gobierno Departamental que tiene una deuda con el Gobierno Regionial.

Según Abrego son 17 millones de bolivianos que adeuda la gobernación de Tarija por concepto de regalías más 99 millones de bolivianos, haciendo un total de 116 millones de bolivianos.

Una deuda que de acuerdo al informe del Gobierno Regional data desde el 2010 al 2021.

Explicó que se cuenta con un sistema en el que se muestra los recursos que llegan hasta el Gobierno Departamental cada año.

Mencionó, que el 2010 la gobernación debía transferir al Gobierno Regional un poco más de 44.500.000,00 bolivianos, pero sólo se transfirió alrededor de 15.712.000,00 bolivianos.

El 2011 se tenía que haber transferido más de 58 millones de bolivianos, pero sólo se transfirió un poco más de 40 millones de bolivianos.

Abrego dijo que se tienen los datos de cada año de los montos que se transfirieron y los que en realidad deberían haber transferido al Chaco.

El ejecutivo regional indicó que Montes la semana pasada presentó documentación sobre los gatos que tiene el Gobierno Departamental.

“A nosotros no nos interesa lo que el gaste del 55% y de las competencias que tenga. Lo que nos interesa es lo que debería haber depositado al Chaco y que no depositó”, expresó.

Remarcó que no se debe hablar de una conciliación de cuentas, más bien se debe hablar de un plan de pagos por parte del Gobierno Departamental al Gobierno Regional

La autoridad del Chaco considera que se están agotando todas las instancias de diálogo con el gobernador Montes, pero no se tienen avances, porque no se reconoce el 45% por ciento del Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH) que le corresponde al Chaco y de la deuda que se tiene por transferencia de recursos en gestiones pasadas.

Lamentó, que desde la gobernación se impulse proyectos de Ley para la redistribución de los recursos del IDH.

Aclaró, que no permitirán que se el 45% de las regalías ni del IDH., señalando que existen normas vigentes y que deben cumplirse.

En caso de que no se tengan avances en las negociaciones con el Gobierno Departamental, Abrego dijo que corresponderá tratar el tema en instancias jurídicas.

La autoridad dijo que en el Chaco los sectores sociales están presionando y que las declaraciones de Montes, generó repercusiones.

Lamento que la gobernación no haya contemplado en el Plan Operativo Anual 2022 (POA) departamental la transferencia del 45% del IDH para la Región Autónoma del Chaco.

José Luis Abrego dijo que Montes es chqueño, pero que lo consideran como un “traidor al Chaco” por la posición que señaló que le corresponden al Chaco.

“Creemos que nosotros no vamos a parar, por derecho lo vamos a defender”, apuntó.

Deja un comentario