El fiscal departamental de Tarija, Wilson Tito, aseveró que se ha reunido con el alcalde municipal, Johnny Torres, con el afán de coordinar intervenciones a fiestas privadas, eventos públicos y otras actividades económicas que no respeten las disposiciones sanitarias emitidas a nivel nacional y departamental.

«Hemos coincidido en actuar de manera coordinada, hay empresas particulares que están incumpliendo normas del COED, se está poniendo en riesgo la salud de la gente y eso no vamos a permitirlo», advirtió.

El Andaluz

Deja un comentario