Mujeres sindicalistas: La COB incumple compromisos sobre igualdad de oportunidades

Según las mujeres sindicalistas, no reconocen el problema del machismo y patriarcado y solo reproduce los estereotipos de roles de género que ponen a las mujeres en desventaja laboral y sindical.

 La Central Obrera Boliviana (COB) aprobó en su Congresos de Tupiza en 2016 y en el Congreso de Santa Cruz de 2018 un Plan de Igualdad de Oportunidades entre Hombres y Mujeres en el Movimiento Sindical presentado por la Red de Mujeres Trabajadoras Sindicalistas de Bolivia (Rmtsb), el que tiene el objetivo de resguardar y promover a la mujer trabajadora, no obstante hasta la fecha no se ha ejecutado.

“El Plan de Igualdad de Oportunidades, que entre otras cosas propone la creación de una Secretaría de Género en la COB, fue aprobado en el Congreso de Tupiza en 2016 pero no hubo ninguna acción para promover la participación real y efectiva de la mujer, entonces se ha insistido, lo hemos llevado también al Congreso de Santa Cruz en 2018 y de igual manera se ha aprobado, pero tampoco se ha hecho nada”, informó Deneida Barrios Murillo, delegada de Chuquisaca en la Red.
Añadió que existe “cierta resistencia” al interior de la COB a conversar con representantes de la Red. “No sé por qué, somos dirigentas la mayoría, pero no podemos acceder a hablar de estos temas con ellos, o están muy ocupados o no se dan el tiempo necesario”.
La versión de la dirigencia de la COB, sobre la reducida participación de mujeres en la dirigencia de los sindicatos de trabajadores y en el mismo Comité Ejecutivo Nacional (CEN) es que no existe ningún impedimento legal por lo que hay una falta interés de ellas, y que se justifica porque “prefieren cumplir sus obligaciones del cuidado del hogar y de la familia”.
Según las mujeres sindicalistas, criterios como éste no reconoce el problema del machismo y patriarcado y solo reproduce los estereotipos de roles de género que ponen a las mujeres en desventaja laboral y sindical.
“Si es que la mujer prefiere evitar su participación en la vida dirigencial no es porque no quiera, sino es que opta por evitar la sobrecarga de responsabilidades en el hogar ante la falta de corresponsabilidad entre el esposo, los hijos y ella misma, como debería ser. Asimismo, también existe timidez, vergüenza o miedo a equivocarse por una carente preparación en temas sindicales”, dijo.
La Red identificó una preocupante falencia de conciencia de género en el movimiento sindical liderizado por varones, que es una de las causas principales para la disminuida participación de las mujeres, por lo que planteó una formación político sindical con enfoque de género. “Creemos que así se va generar conciencia y se va a sensibilizar a los sectores para promover mayor participación de las mujeres”.
Esta conciencia de género, según la Red, involucra el reconocimiento de la existencia de desigualdades y discriminación hacia las mujeres y la voluntad de realizar acciones para transformarlas. “Tomar conciencia de género, significara entonces, romper con la reproducción del patrón patriarcal que se transmite de generación en generación”.
Las representantes de la red admiten que para lograr este objetivo incluso se requerirá una modificación estatutaria de los sectores de trabajadores, que, aunque sea una tarea difícil, se debe hacer, “hay que promover capacitación, sensibilizar y es un trabajo del que no nos vamos a cansar, vamos a seguir”.
Esta articulación de mujeres también observó que la COB incumple normas nacionales e internacionales de prácticas democráticas como la democracia interna y participativa, la alternancia y la paridad de género porque no los promueve en los diferentes sindicatos y organizaciones afiliadas, ya que es desde estas bases de donde salen los dirigentes elegidos que luego disputarán cargos dirigenciales en la COB. 
En este contexto califica de una “falta de voluntad política” del movimiento sindical por no poner en práctica la normativa vigente como la Constitución Política del Estado, la Ley Electoral, y considera como una tarea fundamental que cada sector incorpore en sus estatus orgánicos la paridad y alternancia para que se cumpla de manera constante y permanente, para garantizar mayor participación de las mujeres trabajadoras en la vida sindical.

Deja un comentario