La alerta roja por COVID-19 en el Chaco facilitará la inversión en salud

El Andaluz / Yacuiba

En su primera reunión, el Comité de Operaciones de Emergencia Regional (COER) resolvió declarar la alerta roja en el Chaco con la finalidad de agilizar las inversiones necesarias en salud para frenar el COVID-19. Establecer sanciones regionales y actualizar el plan de contingencia figuran entre las medidas urgentes.

“Se hizo un análisis para las inmediatas recomendaciones y luego de un consenso entre todas las autoridades se determinó declarar un estado de alerta roja en el Chaco porque la situación es preocupante”, mencionó el ejecutivo regional, José Luis Ábrego, tras concluir el encuentro del viernes en el salón Blanco del Gobierno Regional.

Esta medida facilitará a las entidades territoriales autónoma las inversiones que deben realizar para cuidar la salud de la población en torno a medidas de bioseguridad, controles, provisión de insumos, medicamentos, oxígeno, entre otros.

Ábrego añadió que en el documento del COER se convoca para este martes a los tres alcaldes de la región, ejecutivos y todas las autoridades de salud para conformar una mesa técnica que analice la situación y trabaje en la actualización del plan de contingencia regional. El encuentro se realizará a las 08:00 en Villa Montes.

En dicho documento se aclara que el Gobierno Regional hará llegar el nuevo plan de contingencia regional a la Asamblea Regional, donde se establecerán las necesidades para la atención del COVID-19, en cuanto a acciones administrativas necesarias.

En la primera reunión del COER participaron Ábrego, los alcaldes de Yacuiba y Caraparí, Carlos Brú y Ermas Pérez, respectivamente, la asambleísta Janeth Paredes, el Ejército y la Red de Salud, quienes coincidieron en que la tercera ola ya está en la región y que prueba de ello es el incremento acelerado de contagios.

Los asistentes resolvieron además crear una plataforma técnica científica medica regional de salud para la ejecución oportuna de dicho plan de contingencia regional. También la adquisición, instalación y funcionamiento urgente de la planta generadora de oxígeno en el hospital COVID-19, es decir, el Fray Quebracho.

“Desde el Gobierno Regional estamos trabajando en la adquisición de una planta de oxígeno. Ya estamos viendo la parte financiera, que es lo más complicado, la parte jurídica, la infraestructura, la capacidad y el requerimiento que debe contemplar un hospital de tercer nivel como el Fray Quebracho. Nosotros estamos viendo que mínimamente debe 200 tubos para garantizar oxígeno a toda la región”, dijo Ábrego.

Otra de las determinaciones es establecer sanciones de trabajo comunitario a nivel regional a personas que incumplan las medidas de bioseguridad: uso del barbijo, distanciamiento social, restricciones peatonales y vehiculares, entre otros.

Por último, se estableció que las medidas que define y ejecuta el Comité Operativo de Emergencia Municipal (COEM) de los tres municipios chaqueños deben ser asumidas en estricta coordinación con el COER.

Deja un comentario