Sale el “loco Cari” de la cárcel e intenta matar a balazos a un sujeto en Tarija

El hecho sucedió el sábado en la noche, en inmediaciones del barrio Juan XXIII, donde Cari, al no funcionarle el arma de fuego, golpeó en la cabeza a la víctima con la cacha.

REDACCIÓN CENTRAL/TINTA ROJA

Tras varias horas de audiencia de medidas cautelares, el juez de turno le dio detención preventiva en el penal de Morros Blancos, al “Loco Cari”, quien fue imputado por el delito de lesiones, porte o portación ilegal de arma de fuego y tentativa de homicidio en contra de un sujeto en horas de la tarde del pasado sábado, en inmediaciones del barrio Juan Pablo II.

Según informó el director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), Luis Escobar, en una investigación dentro del hecho, se recabó suficientes indicios para demostrar la culpabilidad del sindicado en el hecho denunciado. El sujeto tiene varios antecedentes policiales y penales por hechos similares, y  hace dos semanas habría salido de la cárcel de Morros Blancos.

“El hecho se ha realizado en el barrio Fátima, calle general Sossa y Belgrano, la denuncia la puso la víctima del hecho y se ha logrado aprehender minutos más tarde en el barrio Juan XXII, a las dos personas”, dijo Escobar.

La Policía tomó la declaración a la víctima y a otras personas que se encontraban como testigos y de inmediato se realizó la investigación preliminar y se pasó al Ministerio Público para que realice la imputación formal.

“Se ha conocido que, la víctima se encontraba al interior de su habitación, escucha un disparo de arma de fuego el cual le llama la atención y de inmediato salió al patio de su domicilio, ahí observó a uno de los sospechosos con un arma de fuego calibre 9 milímetros, marca Bersa de industria argentina con cargador con tres cartuchos, sin embargo, al no poder utilizarlo habría comenzado a agredir a la víctima causándole múltiples lesiones en la cabeza”, refirió el policía.

A lo posterior la víctima ingresó a su dormitorio y de inmediato se comunicó con el 110,  fue ahí que el sindicado huyo del lugar y se dirigió hasta el barrio Juan XXIII junto a un segundo sospechoso, donde el personal de la PAC se constituyó hasta la zona, donde el sujeto habría realizado disparos al aire para evitar ser aprehendo, sin embargo, los funcionarios usando métodos de persuasión lograron reducir a ambos sujetos y conducirles a celdas policiales.

“Miembros de la Policía pudieron haber resultado víctimas del sindicado al intentar brindar la seguridad necesaria a la población”, refirió el uniformado.

Deja un comentario