El coco: Vinculan a sacerdote de la UCB Tarija en denuncias de acoso sexual

(Roberto A. Barriga/El Andaluz)

Tras el escandaló que derivó en la aprehensión de Carlos Atala, ex alumno de la Universidad Católica San Pablo, quien habría abusado de varias mujeres en fiestas de esta casa de estudios, la página de Facebook Confesionario UCB, que ahora esta en la mira del ojo publicó, recibió dos denuncias donde mujeres apuntaban a una autoridad de la Universidad Católica de Tarija.  

La primera denuncia fue la Confesión #117 dictaba que una mujer que cursaba la materia de cristianismo a través del Cine, fue tocada y abusada por el docente, en la denuncia aclara que nunca contó a nadie ni habló, hasta olvidó el nombre del docente, sin embargo, al pasar los años se animó a denunciar tras ver las repercusiones del Confesionario UCB.

En respuesta a la confesión 117, se escribió la confesión 136, que indica que esta autoridad sería alguien conocido como el padre coco, quien sería alguien de mucho “peso” en la casa de estudios superiores en Tarija, en esta oportunidad la denunciante asegura que el supuesto agresor trabajaba en un colegio y posteriormente fue retirado e integrado a la UCB tras intentar abusar de ella.

La confesión completa:

Confesión #136

Después de leer la confesión #117 quiero decirte amiga que #YOSITECREO y pienso que sé de quién estás hablando y creo que es hora de poder hablar… También ocurrió en la ciudad de Tarija… Actualmente tengo 28 años, pero cuando tenía 12, el sacerdote del colegio en el que estaba, trato de abusar de mí, pero gracias a Dios pude gritar; por su puesto mis padres dieron parte de lo sucedido al colegio y lo botaron, nunca más lo volví a ver en el colegio y tampoco quise hacer más público el tema por vergüenza, porque lastimosamente somos las victimas las que terminamos sintiendo vergüenza de lo que esos enfermos hacen…. En fin pasaron los años…y sólo enterré ese mal momento hasta que un día nos llevaron del colegio a la UCB Tarija a una charla y al entrar solo me quedé fría porque después de 5 años estaba volviendo a ver a ese tipo asqueroso y resulta que daba clases precisamente de cristianismo en la universidad, empecé a temblar y llorar porque volvieron esos recuerdos a mi cabeza, mi profesor del colegio se dio cuenta de qué pasaba sin tener que decirle mucho así que me sacó del lugar y me llevaron donde mi madre. Fue un momento duro y de mucha impotencia porque tenía ganas de enfrentarlo y preguntarle si se acordaba de mí y de lo que me hizo…pero no pude. Solo espero que algún día reciba lo que merece. Le decían padre Coco.

A esto se sumó otra confesión a la polémica página de Facebook, la confesión 137, donde aseguran que el tal padre Coco, habría intentado repetidas veces abusar a una alumna, en las tres confesiones repiten que le tienen miedo a este supuesto abusador que aparenta tener una impronta oscura. Le dejamos la confesión entera.

Bueno Con relación a la confesión #177 quiero contar mi experiencia fui estudiante de la UCB regional Tarija el “padre coco” yo era su estudiante la primera materia que llevé con el me pareció una persona normal la segunda vez tuve más contacto con él porque tenía que llevar una materia en invierno y necesitaba cursarla hice mis papeles tuve que ir varias veces a que me pudieran programar en una de mis visitas el padre cerró su puerta se acercó y me tomó de la mano yo creí que era una actitud de él como padre ( mi ignorancia porque nunca fui a una iglesia católica ni tuve comunicación con algún padre antes) luego forzó a que abriera mis manos queriendo cruzar sus dedos con los míos me sentí acosada en ese momento me paré me abrazo quería salir de ese lugar lo más antes todo esto pasó en instalaciones de la universidad mi inconsciente hizo que la próxima vez que fui a solicitar la materia entre con los brazos cruzados por el miedo inconsciente que provocó en mi nuevamente cerró la puerta y me se acercó yo mantenía las manos cruzadas al ver eso me agarró del cabello del cuello como si estuviera peinándome y me hice la desentendida y me pidió que le diera la mano no lo hice me fui a los días me dieron la materia no miento es algo que me paso y en su momento lo comenté con mis compañeras y amigas de la universidad lo veía en la u le tenía como miedo y asco siempre trate de evitarlo. Y eso pasó no una ni dos fueron como 4 veces ya llevando la materia nos llevaba a su parroquia y en su disimulo cometía esos hechos Gracias a Dios no me paso nada al escribir esto me encuentro llorando y temblando dándome cuenta que estaba pasando por un abuso sin darme cuenta ahora este padre está encargado de Chaguaya hoy me armo de valor por aquellas mujeres que también pasaron por lo mismo y por qué quiero evitar que los niñ@s y mujeres lleguen a ser abusadas de alguna manera por esta persona.

Deja un comentario