Solo en mes de enero, la fiscalía atendió 361 causas, de estos 14 son por violaciones

REDACCIÓN CENTRAL/TINTA ROJA

Durante el mes de enero hasta la fecha la Fiscalía departamental de Tarija atendió 361 casos, los cuales se encuentran en etapa preliminar, en preparatoria y para juicio. En algunos casos se han cerrado con una sentencia condenatoria o una absolución, informó el fiscal del departamento, Wilson Tito.

De estas 361 causas aún se encuentran aperturadas o sea que se siguen procesando o realizando actuaciones de investigación para conocer la verdad histórica de los hechos, como también 7 que se encuentran cerrados de los que solo existe una con sentencia de absolución.

En primer lugar se encuentran los hechos de violencia familiar con 326 casos, 285 se encuentran en etapa preliminar donde los fiscales de materia realizan las evaluaciones correspondientes y las investigaciones, mientras que 34 se encuentran en etapa preparatoria donde se realiza las pericias e investigaciones finales, y para etapa de juicio se encuentran  un caso.

“Son alarmante los datos, nos llaman la atención que las causas en materia familiar se están incrementando considerablemente, por lo que se debe trabajar en coordinación con las demás instituciones para bajar ese índice”, dijo Tito.

Por otro lado haciendo un análisis minucioso de los casos se puede decir que los recurrentes son aquellos de abusos deshonestos o sea una persona adulta hace toques impúdicos a un menor.

En los casos de abuso sexual, la Fiscalía del departamento ha atendido 18 casos en el mes de enero, de los cuales 14 se encuentran en etapa preliminar y 3 en etapa preparatoria para juicio y un caso se ha cerrado con una sentencia condenatoria.

Mientras que en los casos de violación contra niño, niño y adolescente, se tiene 14 casos en etapa preliminar, 9 en preparatoria y 5 para juicio, además de un estupro los cuales se deben realizar en las siguientes semanas.

Tito, se ha sorprendido que estas cifras de violaciones se están incrementando no solo en la capital sino también en el área rural, razón por la cual la niñez y la adolescencia es un sector vulnerable de la sociedad, por ende tiene que ser una preocupación de todas las autoridades en el tema de la prevención.

Deja un comentario