Reducen vehículos de transporte público que incumplen medidas de seguridad

(Agencias Municipales)

El primer reporte proporcionado por el Centro Municipal de Información para la Prevención en Tarija (CEMIP) contempla el seguimiento realizado al transporte público verificando el cumplimiento a las medidas de bioseguridad, reflejando que los meses de noviembre y diciembre del 2020 se tenía un 82 por ciento de vehículos que incumplían dichas normas, y gracias a los controles diarios que realiza la Secretaría de Movilidad Urbana, este cantidad bajo a un 30 por ciento en el mes de enero del 2021.

Tras la inauguración del CEMIP, hoy se dio a conocer el primer reporte generado por medio de la base de datos con la que cuenta el centro, el tema tratado fueron las inspecciones al transporte público, destacando la mejora en cuanto al aumento de vehículos que ahora siguen con rigurosidad las medidas de bioseguridad necesarias.

“Como Municipio venimos realizando controles constantes al transporte público para verificar que toman las medidas de bioseguridad establecidas, como medida de prevención al rebrote de COVID-19 en la ciudad. Los vehículos que son contemplados bajo estas inspecciones son los microbuses, taxitrufis y taxis, lo que se busca es incentivar a los conductores a tener un cuidado consciente y preventivo dando cumplimiento al protocolo de bioseguridad”, informó el secretario de Movilidad Urbana, Martín del Río.

En este sentido, el secretario informó que el control realizado entre noviembre y diciembre del año pasado a un total de 1.814 vehículos, dejó notar que 1.164 no cumplían con las medidas necesarias, es decir, solo el 18% del transporte público contemplaba la reglamentación de bioseguridad.

“En las inspecciones realizadas durante el mes de enero de la presente gestión, de los 2.041 vehículos revisados el 70% cumple con cada uno de los requisitos, como ser: el uso de barbijos, portar alcohol en gel y colocado de mamparas”, comentó Del Río.

Además, tomando en cuenta los datos que seguirá generando el CEMIP, el secretario adelanta que entre los meses de febrero y marzo, ya contando con un cronograma específico para la realización de los controles, estos serán ejecutados los días martes, miércoles y jueves a cada vehículo del sector.

“Pese a que durante las primeras etapas de exigencia para que la población cumpla con las medidas de bioseguridad a momento de hacer uso del transporte público, la reacción de las personas era desfavorable y muchas veces nos vimos en la obligación de prohibirles subirse a estos vehículos, hoy por hoy, la conciencia de los ciudadanos en cuanto al cuidado propio, garantiza y aporta a prevenir el rebrote porque el cuidarnos es tarea de cada uno de los vecinos y vecinas”, concluyó Del Río.

Deja un comentario