Las 15 medidas que plantea el Gobierno para frenar la expansión del covid 19

El Andaluz

El Plan Estratégico Nacional de Lucha Contra el Covid-19 articulado por el Ministerio de Salud tiene en agenda una serie de medidas preventivas para precautelar la seguridad sanitaria de la población y evitar el ingreso de la nueva cepa del coronavirus detectada en Europa.

Si bien no hay precisiones sobre una posible llegada de esta nueva cepa al país, desde la máxima instancia de Salud abordan este asunto de la siguiente manera:

1. Nuevas evaluaciones. Luego de cumplida la restricción del ingreso de pasajeros procedentes de Europa a partir del 25 de diciembre, el 8 de enero se realizará una nueva evaluación para continuar o asumir otras medidas.

2.  Atención permanente. El control sanitario y protocolos en aeropuertos del país, son continuos para el estricto cumplimiento de medidas de bioseguridad.

3. Medidas para los sospechosos. Se aplicarán pruebas PCR y de Antígeno Nasal a pasajeros con sospecha de contagio.

4. Análisis por departamento. Personal de salud desplegado en todo el país realiza un inventario de equipos de unidades de terapia Intensiva e intermedia y salas de internación.

5. Cumplimiento de medidas. El uso correcto del barbijo es obligatorio, el lavado de manos debe ser permanente y se debe mantener el distanciamiento social de un metro y medio cómo mínimo.

6. Restricción para el Año Nuevo. Las reuniones por las fiestas de fin año no deben contar con más de 10 personas, se debe evitar las aglomeraciones bajo techo.

7. Carnaval en evaluación. La realización del carnaval 2021 ingresará en fase de análisis tomando en cuenta un posible pico alto en el mes de febrero del próximo año.

8. Control de servicios sanitarios. Se establecerán mecanismos de control para evitar el usufructo de servicios médicos que afecten la economía de la población.

9. Masificación de las pruebas. El Gobierno implementará el diagnóstico masivo y gratuito con la distribución de 2 millones de pruebas PCR y de antígeno nasal.

10. Prometen transparencia. Según el Gobierno, las adquisiciones en beneficio de la salud serán transparentes y la información será de acceso público.

11. Labores para conseguir vacunas. Bolivia cumple con las gestiones necesarias para acceder al 20% de la vacuna Covid-19 mediante el mecanismo Covax y el Estado garantiza la compra del 80% restante. No obstante, todavía no hay luces sobre la llegada de las mismas.

12. Acuerdos con entes internacionales. Según el Gobierno, Bolivia analiza acuerdos bilaterales para la adquisición de la vacuna antes del mes de marzo y se continúan las reuniones con los laboratorios para garantizar la compra y dosificación de una vacuna segura para la población.

13. Tarea de la población. La población tiene alto grado de responsabilidad para evitar el contagio de Covid-19 por lo que se recomienda cuidado constante y cumplimiento de lo establecido.

14. Más espacios para los enfermos. Se habilitarán más hospitales Covid-19 en coordinación con los Sedes y municipios.

15. Apertura a nuevas medidas. En caso de ser necesario, el Ministerio de Salud y Deportes solicitará la modificación del D.S. 4404 o elaborará nuevas disposiciones legales.

Para el adecuado cumplimiento de estas medidas, autoridades del Ministerio de Salud recomiendan a la población actuar con responsabilidad y consciencia evitando las aglomeraciones y excesos, asimismo se informa que la evaluación de las medidas asumidas será permanente.

Si bien estas medidas fueron anunciadas por el Gobierno, cada departamento tiene sus propias demandas. Un ejemplo de ello es el caso del Servicio Departamental de Salud (Sedes) de Santa Cruz, desde donde reclaman ítems de salud para fortalecer el sistema sanitario y la lucha contra el Covid-19.

«La vacuna no significa que el paciente no pueda ser portador del virus»

Si bien (la vacuna contra el coronavirus) da un 90% de protección después de dos dosis, eso no significa que el paciente no pueda contraer la enfermedad o ser portador o transmisor del virus y contagiar a otra persona». La palabra del médico boliviano, Mauricio Muñoz, es una advertencia para no bajar la guardia respecto a la inmunización contra el Covid-19.

En una entrevista con el programa ¡Qué Semana! de EL DEBER Radio, dio los detalles sobre su experiencia con la vacuna de Pfizer, una de las aprobadas por las autoridades sanitarias del exterior para frenar la expansión del Covid-19, que ya empezó a ser administrada en países como Reino Unido, EEUU y Canadá, principalmente al personal sanitario.

Fue bajo esta figura que Muñoz logró ser inmunizado con una primera dosis y recibirá una segunda en un lapso que está entre los 17 y 23 días (según lo establecido por el sistema de salud se deben aplicar dos vacunas), antes de su retorno a Bolivia. Si bien radica en territorio boliviano, su labor también está ligada al país norteamericano y después de hacer una solicitud fue de los primeros en ser vacunado en el estado de Florida.

En este sentido y tomando en cuenta su lectura como profesional de salud, Muñoz enfatizó que estar vacunado no significa que el paciente deba bajar la guardia y abandonar las medidas de bioseguridad, puesto que todavía existe un riesgo latente para la circulación del virus, por lo que es esencial mantener las medidas dictadas por las autoridades sanitarias.

Según el galeno boliviano, el acceso a la vacuna es voluntario y gratuito para el personal de salud de EEUU, a quienes se administra la vacuna en esta primera etapa (la segunda y tercera etapa contemplan a grupos de riesgo y a la población en general, respectivamente). Fue de los primeros 600 profesionales de salud en recibir la inmunización en el hospital en el que trabaja.

Por otro lado, Muñoz no descarta que el producto de Pfizer pueda tener efectos secundarios. Aunque él no sintió ningún efecto adverso, sostuvo que sus colegas sintieron ciertos dolores de cabeza o en los brazos después de haber sido vacunados, pero en su criterio profesional considera que no hay riesgos mayores y por eso optó por ser vacunado.

«Siempre va a haber gente que dude de la vacuna y son teorías y pensamientos que vienen acompañados del sentimiento de miedo e impotencia, por falsas noticias que no tienen fundamento científico y yo confiando en la ciencia, la tecnología y autoridades, decidí vacunarme. Para mí, enfermar no es una opción y prefiero tener potenciales efectos secundarios que no vacunarme y enfermar», remarcó Muñoz durante la entrevista.

Deja un comentario