Comité convoca paro cívico escalonado para los días 5 y 6 de noviembre

El Deber

Tras reunión de directorio ampliado con las instituciones representativas y expresidentes sostenida en las últimas horas​, el Comité pro Santa Cruz convocó a dos jornadas de paro cívico que se desarrollarán los días 5 y 6 de noviembre, es decir, el jueves y el viernes de la presente semana.

La medida establecida se aplicará durante el 5 de noviembre a escala provincial (desde las 00:00 horas), es decir, entrará en paro cívico el bloque chiquitano y el Norte Integrado. El día 6 de noviembre, el paro cívico será en todo el departamento de Santa Cruz, incluyendo a la capital cruceña. Después se analizarán nuevas medidas y si se amplía el paro.

Así lo anunció el presidente de la entidad cruceña, Rómulo Calvo, quien expuso que esta medida fue aceptada por los 23 sectores que participaron en la reunión de directorio del Comité. Además, refirió que no aceptan los resultados de los comicios del 18-0, donde el masismo salió ganador, ya que se detectaron irregularidades que podrían ser evidencia de un supuesto fraude.

«No aceptamos el informe presentado por el presidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE) y rechazamos el cómputo final de las elecciones del 18 de octubre«, manifestó Calvo, a tiempo de señalar que el directorio del Comité resolvió dar un ultimátum a la Justicia para que dé respuestas oportunas al amparo constitucional presentado por la institución cívica para que se realice una auditoría de las elecciones.

Mientras se llevaba adelante la reunión del directorio cívico, un grupo de manifestantes se apostó en las afuera de la entidad exigiendo que se declare paro cívico indefinido, por lo que mostraron su desacuerdo y reclamaron por la medida anunciada por Calvo.

El líder cívico refutó el pedido de los manifestantes justificando que estas son acciones que toman su tiempo. «Nadie de los que está reclamando estuvo cotejando un acta (de las elecciones)«, señaló y pidió respeto a las «personas que quemaron sus pestañas para descubrir el fraude».

Esto generó malestar entre los movilizados que piden la renuncia de Calvo y lo acusan de «tibio» por no llevar adelante medidas más radicales, pese a que fueron consensuadas con los sectores representativos del departamento.

Un amparo constitucional presentado por el Comité fue admitido por la Justicia y la audiencia está fijada para el 10 de noviembre, dos días después de la fecha fijada para la posesión de Luis Arce como nuevo presidente de Bolivia. Es por eso que se lanza la medida de presión de los cívicos que se plasmará con el paro cívico anunciado para el 5 y 6 de noviembre.

 

Deja un comentario