Procesarán a candidata del MAS por portación ilegal de armas; el partido de Evo denuncia ilegalidad

El Deber

La candidata a diputada por el Movimiento Al Socialismo (MAS) de la circunscripción C-48 del Plan 3.000 de la ciudad de Santa Cruz, Brenda Segovia, fue aprehendida y más tarde liberada durante este lunes por la Policía Boliviana, que la acusa por portar ilegalmente gas pimienta. El MAS denunció detención ilegal.

“Una candidata que en flagrancia porta agentes químicos sin autorización, la ley tiene que proceder contra ella como corresponde. Eso es lo que se ha hecho en Santa Cruz”, declaró el viceministro de Seguridad Ciudadana, Wilson Santamaría, en La Paz.

Segovia fue acusada de incitar a la violencia cuando grupos afines a Creemos y al MAS se enfrentaron el fin de semana último. Días atrás, ella y sus seguidores, habían denunciado por su parte, que fueron violentados por grupos opositores, que intentaron quemar su casa de campaña.

Reacciones

El expresidente Evo Morales, que ahora funge desde Argentina como jefe de campaña del MAS, salió en defensa de la candidata cruceña por medio de un tuit.

“Denunciamos a la comunidad internacional que, a días de los comicios, enfrentamos abusos e ilegalidades contra candidatos del pueblo. En las últimas horas fue detenida la candidata a diputada por el MAS-IPSP de Santa Cruz, Brenda Segovia. Exigimos su libertad”, demandó Morales.

Por su parte, el candidato presidencial por el MAS, Luis Arce, también se manifestó: «denunciamos al pueblo boliviano y a la comunidad internacional la detención ilegal y el abuso que ejercen contra nuestra candidata Brenda Segovia en Santa Cruz. Repudiamos la violencia política del gobierno de facto y exigimos su inmediata liberación”.

Respuesta

No obstante, el ministro de Gobierno, Arturo Murillo, acusó a Arce de mentir para favorecer a Segovia.

“Luis Arce miente. Su candidata Segovia fue detenida con gas pimienta. La agresividad es propia del MAS. Nuestra Policía solo cumple con su deber. Si queremos que nos respeten, primero respetemos la ley. Basta de victimización. Nadie les cree”, escribió Murillo.

Deja un comentario