Pablo Flores el piloto que en tres años logró dos títulos nacionales y un departamental

JOSE A. WILDE P. – DALE. –

El joven piloto tarijeño Pablo Flores logró un hecho que nunca antes se había logrado en el automovilismo boliviano, en tres años de incursionar en este deporte, logró un título departamental y dos títulos nacionales.

El piloto tarijeño Pablo Flores consolidó el pasado lunes su segundo título nacional de automovilismo que llega a sumar varios logros que consiguió en todos estos años que compitió en Motociclismo y Automovilismo.

El joven piloto comenzó participando de diferentes pruebas nacionales y departamentales de motociclismo donde supo consolidar varios títulos en diferentes categorías.

El 2.017 decidió incursionar en el automovilismo gracias al apoyo de su padre, don Fabio Flores y el respaldo de su hermano que lleva el mismo nombre quien desde el primer momento que agarró el volante fue su navegante, la primera competencia que compitió fue en la pre nacional de automovilismo participando en la categoría R1B, esa prueba logró ganarla, hecho que le animó a participar de la competencia nacional que se realizó dos semanas después donde también logró el primer puesto de su categoría.

Esa gestión fue consecuente en todas las competencias departamentales y logró el título del ranking de AADETA en la categoría R1B.

“Gracias al apoyo de mis padres pasé del motociclismo al automovilismo y gracias a Dios me fue bien desde la primera competencia donde logré ganarlo y comencé a participar en todas las carreras que se organizó que me enseñó bastante y me ayudo para lograr mi primer título departamental que me llegó a motivar para continuar con este deporte que me apasiona bastante”, dijo Pablo Flores, piloto tarijeño.

El 2.018 dio el salto y se puso como objetivo lograr el título nacional de la categoría R1B, con un auto bien preparado, pero sobre todo con una buena preparación física y deportiva, logró ganar la mayoría de las competencias nacionales que en su mayoría se corrió en la modalidad de rally, con mucho sacrificio logró consagrarse como campeón nacional de la categoría R1B.

Este año decidió cambiar de categoría y correr en la R2B donde compiten los pilotos más experimentados del automovilismo boliviano, desde la primera fecha nacional, disputó el liderato de su categoría con el experimentado Gregorio “Goyo” Copa y nuevamente demostró su pericia conductiva para consagrar el segundo título nacional de automovilismo.

“Es una alegría muy grande lograr este segundo título nacional, fue muy complicado porque es más duro, pero pudimos lograrlo gracias a que logramos tener el auto en buenas condiciones, agradecer a David Pereira quien estuvo a cargo del auto y siempre me lo tuvo en buenas condiciones, creo que fue un factor importante para lograr este título, agradecer también a todas las personas que nos apoyaron con sus sponsors que también contribuyeron para este logro que es muy importante, agradecer a mi hermano Fabio quien me acompaña en todas las competencias como mi navegante, su trabajo es muy importante para todos estos logros”, manifestó Flores.

El piloto manifestó que se tomará un descanso en estos meses para decidir a que objetivo apuntará para el 2.020.

“Por el momento no tengo nada claro, estaba planificando participar de la competencia de Potosí, pero la Federación decidió suspender y cerrar el calendario, así que me tomaré un descanso merecido en estos meses y de a poco comenzaré a decidir que objetivos buscaremos el próximo año, porque son varias cosas que debemos analizar, desde lo económico que es lo más importante”, finalizó Flores.

Deja un comentario