Sentencian con 25 años de cárcel a un sujeto que violó  a su hijastro de 10 años

El sospechoso abusó del menor en reiteradas veces, fue denunciado el año 2018 y ayer fue sentenciado por un juzgado en la localidad de Entre Ríos.

REDACCIÓN CENTRAL/TINTA ROJA

Un sujeto de 43 años fue sentenciado ayer a una condena de 25 años de cárcel en el penal de Morros Blancos, luego que la fiscalía demostró que el acusado violó a su hijastro de 10 años en reiteradas oportunidades, los hechos los conoció la madre del menor luego de varios meses, ya que el autor lo tenía amenazado.

De acuerdo con lo informado por el fiscal departamental, Aminore Álvarez, en el mes de septiembre de 2018, según refirió la denunciante, su hijo M.G. de 10 años de edad llegó a su casa  a  eso de las tres de la tarde. le llama la atención, y le pregunta por qué llego tarde, se dio cuenta que algo andaba mal.

“El niño no paraba de sollozar”,  por lo cual la madre del menor le pregunto si quizá alguien lo golpeó. Entonces ante tanta insistencia el niño le dijo que cuando él estaba yéndose a su casa Eustaquio Flores, su padrastro le subió en su auto y se lo llevo a su casa y abuso de él.

“Los abusos sexuales fueron en su casa, a la altura del basurero y cuando el terminaba de abusarlo lo llevaba a su domicilio. Cuando la denunciante se enteró no sabía qué hacer, fue a contarle a un abogado y él la envió a la Defensoría de la Niñez y Adolescencia”, reportó el fiscal.

El sospechoso fue apresado por la Policía, lo pusieron a conocimiento de un fiscal, luego de concluir las investigaciones, proceso en el cual obtuvieron varias pruebas de pericias, el juez le otorgó medidas cautelares.

 

“Se inició la audiencia de juicio el 15 de agosto y concluyo el día martes en la tarde., donde el Tribunal de Sentencia Único de Entre Ríos valorando la prueba presentada por el Ministerio Publico dicto sentencia condenatoria de 25 años por el delito de violación de infante, niño, niña y adolescente, pena máxima sancionada,  a cumplirse en el Penal de Morros Blancos”, finalizó Álvarez.

 

El abuso sexual a menores

 

El abuso sexual a los niños puede ocurrir en la familia, a manos de un padre/madre, un padrastro, hermano u otro pariente; o fuera de la casa, por ejemplo, por un amigo, un vecino, la persona que lo cuida, un maestro o un desconocido. Cuando el abuso sexual ha ocurrido, el niño puede desarrollar una variedad de sentimientos, pensamientos y comportamientos angustiantes.

No hay niño preparado sicológicamente para hacerle frente al estímulo sexual repetitivo. Aun los niños de dos o tres años que no pueden saber que la actividad sexual es incorrecta, desarrollarán problemas como resultado de su inhabilidad para hacerle frente a la sobre-estimulación.

 

Deja un comentario