Le corta el pene a can por cruzar a su perrita en la ciudad de Potosí

Cegada por la ira, una muchacha de 18 años de edad agarró un machete y cortó el pene de un can porque había cruzado a su perra, presuntamente de raza.

POTOSÍ/ AGENCIAS

Según el reporte policial, en la calle Hoyos de la Villa Imperial, la dueña de una perra intentaba separar a su mascota de otro perro criollo llamado Balto.

Sin embargo, el instinto de los animales pudo más y estaban cruzando en plena vía pública.

La joven lanzó palos, piedras e incluso les echó agua; pero pese a los esfuerzos no lograba separar a los canes.

Tal fue el escándalo que realizó la mujer, que hasta los vecinos salieron de sus casas para ver qué era lo que pasaba.

La fémina, completamente furiosa, desapareció del lugar por unos minutos, cuando de repente apareció con un machete y en un ataque de ira se abalanzó contra el  perro cortándole su miembro.

La mujer al ver que había logrado su objetivo de separarlos, se asustó debido a que vio que el perro empezó a sangrar tirado en la calle.

Los vecinos llamaron a la dueña de Balto, quien, en medio de lágrimas al ver la sangrienta escena, lo llevó a la veterinaria de Zoonosis de la Alcaldía donde lamentablemente, pese a los esfuerzos de los médicos veterinarios, el animal  murió en el lugar.

Proceso

El director departamental de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de Potosí, Limberth Choque, informó que la joven fue arrestada con fines investigativos y debido a que el perro murió podría ser procesada por el delito de biocidio y trato cruel contra los animales.

Indignación

Luego de conocerse la noticia de la muerte de Balto, cientos de usuarios de las redes sociales estallaron en bronca pidiendo la pena máxima para la mujer. De acuerdo con la Ley 700 Defensa de los Animales Contra Actos de Crueldad y Maltrato, la mujer puede ser condenada hasta con cinco años de cárcel por biocidio.

El 11 de agosto de 2018, una mujer de 55 años, identificada como Victoria L., mató de una puñalada a un perro que le robó un pedazo de carne en su puesto de venta en el mercado Campesino de la zona sur de la ciudad de Cochabamba.

Por el caso la mujer fue sentenciada a tres años de cárcel; sin embargo, al ser la pena mínima recobró su libertad.

Deja un comentario