Caen dos falsos policías que intentaron darse a la fuga al ver al a Policía

REDACCIÓN CENTRAL/TINTA ROJA

Dos falsos policías que se encontraban esperando una víctima a la altura de la torre petrolera en el barrio 12 de octubre fueron aprehendidos ayer en la mañana por personal de la división de propiedad de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), quienes los encontraron con billetes falsos en pesos argentinos y bolivianos para cometer sus fechorías.

Según informó de manera preliminar el jefe de la división de propiedades de la Felcc, Miguel Hidalgo, el jueves alrededor de las 6.00 en la zona 12 de octubre, dos sujetos que se encontraban dentro de un motorizado fueron avizorados por policías de la Felcc que realizaban un patrullaje por el lugar, quienes identificaron a los sindicados como falsos policías.

“Se ha verificado a la altura de la torre el motorizado de dudosa procedencia, en el que el conductor que tenía ahí a su cómplice como pasajero se dieron a la fuga hacia la avenida Panamericana, en ese instante se procede con la persecución por lo que el vehículo impacta con un pretil de acera por el exceso de velocidad, se reventó una llanta y el aro”, dijo.

Los policías de la Felcc bajaron a los dos sospechosos del motorizado, a quienes identificaron con antecedentes de robo y suplantación de autoridad.

“El móvil que se ha cumplido para que nosotros los arrestemos es que al percatarse de nuestra presencia se han dado a la fuga, hemos hecho el cacheo también en el auto y se encontró a los arrestados billetes falsos en pesos argentinos, no se les encontró ninguna otra prueba que los vincule con otro delito”, aclaró.

También dijo que los sospechosos serán investigados, si existen víctimas de estos sujetos, quienes sus antecedentes se los encontraron en la ex terminal cometiendo asaltos contra personas de la tercera edad que llegaban a Tarija desde el vecino país de Argentina.

“Ellos se concentraban en la terminal, les abordaban (a sus víctimas) a la fuerza a sus motorizados, donde les preguntaban cuando dinero tenían, y que si no daban cierta dadiva iban a ser aprehendidos, por lo que las víctimas les entregaban por temor”, finalizó.

Deja un comentario