Aplicando sanciones drásticas contra los conductores en estado de ebriedad

POR EL: MY. DR. CARLOS ALBERTO IBARRA ALARCÓN

La aplicación de sanciones por infringir la Ley No. 259 – “de Control al Expendio y Consumo de Bebidas Alcohólicas”, alcanza a todas aquellas personas que se dedican a la fabricación, venta, comercio, expendio de bebidas alcohólicas, y su aplicación alcanza de igual forma a los consumidores, sea en la condición de consumir bebidas alcohólicas en via publica, lugares de expendio además de sancionar drásticamente a aquellos conductores que conduzcan vehículos o consuman bebidas alcohólicas al interior de motorizados.

Antes de la promulgación de esta Ley, era notorio el incremento en el registro de conductores en estado de ebriedad, y es más esas cifras también reflejaban que no solo se llega a la infracción como tal, sino que se a consecuencia de esa acción se generaban accidentes de tránsito bajo influencia alcohólica, dando como resultado lesiones o muerte de personas en accidentes de tránsito, protagonizados por conductores en estado de ebriedad.

De ahí que podemos citar que posterior a la promulgación de esta Ley, se vio un fenómeno por demás llamativo y positivo que dio como resultado una reducción considerable en los casos registrados en las diferentes Direcciones de Transito de todo nuestro país. Lo cual refleja la efectividad que está causando en nuestra sociedad, el hecho de contar con una norma jurídica que regule no solo el consumo, sino también el expendio, la distribución y la comercialización de bebidas alcohólicas, así como también el de generar una conciencia vial en los conductores tanto del sector público como particular.

No obstante es imperante el dar continuidad a la socialización de esta Ley, siendo uno de sus objetivos, el concientizar de tal forma a la sociedad de que el consumo excesivo de bebidas alcohólicas, da como resultado problemas que afectan notoriamente en el núcleo familiar, en el círculo social de las personas, en la salud y economía de las personas y en general en la vida misma de las personas que abusan del alcohol.

Esta Ley cita con relación a los conductores en estado de ebriedad, tanto de vehículos públicos o privados que sean sorprendidos bajo efectos del alcohol, sea conduciendo o consumiendo, lo siguiente:

  • La primera vez, con la inhabilitación temporal por un periodo de un (1) a; o de su licencia de conducir y la aplicación de medidas correctivas y socioeducativas.
  • En caso de reincidencia, se aplicara la suspensión definitiva de su licencia de conducir, y si la misma fuese cometida por un servidor público, en horarios de oficina y/o en vehículos oficiales, la sanción se agravara con la destitución del cargo impuesta por la autoridad competente.   

De ahí que podemos apreciar que las sanciones son duras contra todo que infrinja dicho

cuerpo normativo, lo cual con el pasar del tiempo género en los conductores esa conciencia vial, de asumir que “no se debe conducir bajo influencia alcohólica”, y de que al momento de infringir la ley las sanciones son severas, y que podrán afectar especialmente a aquellos conductores del sector público, ya que estarían inhabilitados de conducir, ya que su licencia de conducir estará suspendida y no podrá ejercer su oficio.

Asimismo esta ley refiere en su texto la aplicación de las medidas correctivas y socioeducativas, y también obliga a los conductores infractores, que aquellos que sean sancionados la primera vez con la inhabilitación temporal, y cuando pretendan rehabilitarse y contar nuevamente con la licencia de conducir, tendrán que cumplir necesariamente con los requisitos que exige la institución competente en la otorgación de licencias de conducir, quienes en coordinación con la Policía Boliviana, deberán pasar una serie de cursos en Educación Vial y del contenido del Código de Transito y su Reglamento, para luego ser evaluados y nuevamente ser rehabilitados para poder conducir vehículos. Sin embargo, si bien la sanción en general, tiene por finalidad corregir la inconducta de una persona que infrinja una determinada ley, lo más importante es generar en las personas a regir sus vidas enmarcadas en lo que dictan las leyes y asi desenvolverse en su diario vivir en un clima de paz y tranquilidad.

Deja un comentario