Motociclista ebrio atropelló y arrastró a dos personas

Conducir en estado de ebriedad es peligroso tanto para el que conduce como para los transeúntes y los otros conductores, en cualquier motorizado. Y esto quedó completamente demostrado en uno de los últimos accidentes de tránsito reportados, en el que un motociclista ebrio se llevó por delante a dos personas que estaban sobre la acera y les causó serias lesiones.

De acuerdo al reporte del comandante departamental de la Policía, coronel Fredy Gordy, el atropello a dos peatones ocurrió el sábado pasado al promediar las 4.30, en la zona del barrio Torrecillas, a la altura de ingreso a la nueva terminal.

Mario Antonio Rojas Condori, de 21 años de edad, conducía una motocicleta marca UM, tipo chopera, bajo una alta influencia alcohólica y a consecuencia de esto se llevó por delante a dos personas de la tercera edad, arrastrándolas al menos 7 metros y causándoles serias fracturas a las víctimas, Isabel Romero Ovando de 74 años de edad y a Celestino Llanos Tárraga, de 78 años.

De acuerdo al detalle de los hechos, la motocicleta de color azul, con placa de control 760-KBN, circulaba de sur a norte en zigzag, retornando de la nueva terminal, cuando a una cuadra de llegar a la avenida Panamericana impactó a los peatones que se encontraban sobre la calzada esperando un taxi para abordar y trasladarse al hospital.

Según el reporte policial, dicha motocicleta llegó a impactar a la altura de los miembros inferiores de ambos peatones, por lo que los arrastró aproximadamente 7 metros.
Posteriormente los peatones, como el conductor del motorizado fueron trasladados al Hospital Regional San Juan de Dios en la ambulancia de los Bomberos, para su respectiva valoración.

En el nosocomio, Celestino Llanos Tárraga fue diagnosticado con fractura expuesta de tibia y peroné de la pierna derecha, además de presentar un Trauma Encéfalo Craneal (TEC) grave, mientras que Isabel Romero Ovando, fue diagnosticada con fractura expuesta de tibia y peroné de la pierna derecha con desprendimiento, así como fractura interna de tibia y peroné de la pierna izquierda.

El conductor de la motocicleta fue diagnosticado policontuso, además de tener un etilismo agudo, por lo que tras esto, fue aprehendido y trasladado a la Estación Policial Integral (EPI) del barrio Morros Blancos.

EL PAIS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!