Capturan a un homicida que robaba celulares en hospital

Alejandro Hoyos, alias el “Alejo”, de 23 años, fue atrapado el martes pasado antes del mediodía, al ser descubierto por el personal del hospital regional San Juan de Dios cuando intentaba sustraer celulares de pacientes internados. Durante la captura, lo reconocieron como uno de los homicidas de un joven conocido como Sueñitos, ocurrido en 2016.

Según informaron fuentes policiales de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), alrededor de las 10:45 del martes pasado, personal del nosocomio notó que dos sujetos ingresaron al hospital de manera sospechosa y trataban de entrar a las salas en las que existían escaso movimiento.

“El personal de la guardia policial fue llamado por los que trabajan en el hospital, una vez adentro encontraron a “Alejo” , que se encontraba escondido bajo una de las camas de una de las salas (…), luego intentó escapar, pero se ha evitado reduciéndolo, el otro se dio a la fuga más antes”, señaló el informante.

Sobre Hoyos ya se tenía orden para ejecutar su aprehensión, una vez que la fiscal suscrita a la causa, y los investigadores del homicidio de José Luis Castillo, a quien lo conocían como “Sueñitos”, lo identificaron como uno de los que se encontraba el día del crimen ocurrido bajo el puente Bicentenario.

“Él estaba en ese lugar junto a otros, habían compartido bebidas alcohólicas, incluso fue uno de los que apuñaló a la víctima para quitarle la vida (…), se lo estaba buscando durante mucho tiempo, hasta que ahora fue atrapado, y todavía dedicándose al robo, por que intentaron robar celulares de pacientes”, indicó.

 

Antecedentes

El domingo 11 de octubre del año 2016, alrededor de las 16:15, se encontró en el río Guadalquivir debajo del puente Bicentenario el cadáver de este joven, quien tenía entre 25 a 30 años. A la vista, presentaba el rostro desfigurado por los golpes contundentes que le dieron, y además tenía lesiones con arma blanca.

“La víctima había sufrido heridas punzocortantes a la altura de la maxilar inferior, fractura en la maxilar superior, también una fractura en el esternón, en el tercio medio, con perforación del corazón”, manifestó.

En ese momento, la Policía realizó varias actuaciones para identificar y atrapar a los que mataron a “Sueñitos”, y lograron entonces atrapar a un adolescente de 12 años, pero este al ser inimputable fue liberado por orden de un juez. Así mismo, obtuvieron información de que el autor principal escapó del país y así como Alejo, sin embargo, después de varios meses retornó a Tarija y fue atrapado el martes.


IGOR GUZMÁN/TINTA ROJA

.

Deja un comentario

. . . . . .
;