En Tarija solo 3 establecimientos de salud cumplen con estándares de calidad

Solo 3 de los 215 establecimientos de salud lograron ser acreditados, es decir, cumplen con estándares de calidad en el departamento luego de casi 10 años de vigencia de la ley. Son tres centros de salud públicos acreditados, el resto de los hospitales, clínicas privadas, postas, aún no ingresó a este proceso debido a que implica contar con personal capacitado, recursos económicos y otros aspectos, por lo que desde el Sedes demandaron atención a garantizar la calidad a los niveles de gobierno.

El responsable de la Unidad de Gestión de Calidad del Servicio Departamental de Salud (Sedes), Carlos Arce  informó que durante la gestión pasada se acreditó solo a tres centros de salud, pues si se quiere hablar de calidad en el servicio de salud la acreditación en necesaria

Más del 90% de los establecimientos de salud que funcionan en el departamento no están acreditados por el Sedes, lo que significa cumplir estándares de calidad, sin embargo, Arce aclaró que esta enorme cantidad de establecimientos públicos y privados sí se encuentran habilitados para funcionar.

“En este momento la mayoría de los establecimientos público y privados están habilitados, tienen licencia de funcionamiento y cumplen requisitos mínimos; estar acreditado dentro del área de Gestión de Calidad quiere decir que llegan a un nivel máximo de calidad”, explicó Arce.

Arce arguyó que el proceso de acreditación de postas, centros, hospitales, cualquiera sea el nivel, es muy difícil ya que implica muchas exigencias en cuanto a infraestructura, personal, capacitación, entre otros aspectos, pese a que la norma que manda a implementar la acreditación se encuentra vigente desde el año 2008.

“Después de 10 años de la normativa, recién el año pasado hemos logrado acreditar tres establecimientos lo cual para nosotros es un gran avance, ya tenemos una base, ya tenemos experiencia y el personal capacitado en Sedes (para realizar las acreditaciones)”, manifestó Arce, anunciando que para la presente gestión se pretende acreditar el doble de establecimientos, pues considera que es la única forma de mejorar la calidad de atención al paciente.

En el departamento de Tarija existen 215 establecimientos de salud públicos registrados, entre puestos, postas, centros y hospitales, de los cuales solo tres centros de salud fueron acreditados. En el caso del Hospital Regional San Juan de Dios este fue acreditado el año 2007 por lo que debe volver a ingresar en el proceso de acreditación, lo que exigirá principalmente capacitación del personal y recursos económicos que garanticen mejoras en la infraestructura que sea necesaria.

Añadió que de los cerca de 1.500 establecimientos de salud a nivel nacional, los acreditados no alcanzan ni a 100, a razón de que es un proceso complejo,  además requiere que el personal se encuentre capacitado, además de recursos económicos, por lo que manifestó que la inversión en salud debería garantizar que los establecimientos niveles de calidad.

El responsable de la Unidad de Gestión de Calidad, indicó que el conflicto de más de 40 días de los profesionales en salud demandó la necesidad de garantizar la calidad en el servicio de salud, ante ello, impulsarán la acreditación en los hospitales, aunque esta tarea sea muy compleja y dependerá de la disponibilidad de los recursos de los diferentes niveles de gobierno. “Particularmente no conozco ningún hospital a nivel nacional acreditado con esta nueva normativa (de la gestión 2008)”.

De los establecimientos de salud privados que existen en el departamento ninguno se encuentra acreditado, solo están habilitados para el funcionamiento, aunque  Arce, reconoció que la acreditación está más pensada para el área pública, sin embargo, mencionó que es menester que estas entidades también ingresen a un periodo de acreditación, al igual que la cajas de salud.

Recordó que dentro de la acreditación se toma en cuenta el componente de bioseguridad y una parte de ello contempla el uso adecuado de los utensilios, esterilización, uso de guantes, barbijos, etc., en los procedimientos por parte del personal de salud.

“Hay que reconocer que hay mucho personal que no toma estos recaudos para protegerse a sí mismo y por ende proteger a la población” dijo Arce, añadió que al no tener cuidado tanto los trabajadores en salud como los pacientes se encuentran expuestos a adquirir enfermedades.


Giovana Cruz Villca

.

Deja un comentario

. . . . . .
;