HRSJD adeuda alrededor de Bs 500.000 al Banco de Sangre por transfusiones

Desde el Banco de Sangre lamentaron que desde la gestión pasada el Hospital Regional San Juan de Dios (HRSJD) no haya cancelado a esta institución por la provisión de sangre a sus asegurados, situación que deriva en la dificultad para la compra de insumos requeridos por esta instancia, sin embargo, esperan que el compromiso de pagar al menos 300.000 bolivianos en este mes se concretice, pues de otro modo anunció que tendrán serios problemas para dotar de sangre a quienes lo requieran para el siguiente año.

El director del Banco de Sangre, Etzel Arancibia Cardozo explicó que esa instancia se sostiene con los ingresos que percibe por la venta de hemocomponentes a la población tarijeña, sin embargo, refirió que una gran mayoría de las personas que habitan el departamento cuenta con el seguro Susat (Seguro Universal de Salud Tarija), lo que permite a los asegurados beneficiarse con la donación voluntaria de sangre.

Explicó que el Banco de Sangre presta servicios transfusionales a dos instituciones en el municipio de Cercado, los cuales son el Hospital Regional San Juan de Dios (HRSJD) y la Caja Nacional de Salud, asimismo en Yacuiba al Hospital Rubén Zelaya, en Villa Montes al Hospital Básico de ese mismo nombre y en Bermejo el Hospital Virgen de Chaguaya.

“Un paciente que esté asegurado y requiere sangre, el Hospital hace el requerimiento y nos debería pagar a través del Susat”, dijo el Director, acotando que todos los mencionados nosocomios están cancelando por el servicio que reciben sus asegurados por parte del Banco a excepción del HRSJD que adeuda desde la gestión 2016 a la fecha alrededor de 500.000 bolivianos.

Esta situación se torna mucho más preocupante, ya que el nosocomio del municipio tarijeño que adeuda tal importante suma de dinero abarca entre el 70 y 80 por ciento del consumo de hemocomponentes del Banco de Sangre y los otros servicios transfusionales prestados a otros hospitales solo abarcan el restante 20 o 30 por ciento.

“El HRSJD nos debe de hemocomponentes desde la gestión 2016, tiene una deuda de alrededor de 500.000 bolivianos, que no nos pueden pagar hasta ahora porque no les han hecho el desembolso por las prestaciones del Susat”, dijo Arancibia Cardozo, siendo que el Banco de Sangre no puede adquirir todos los insumos que requieren para brindar sangre segura a la población”.

“Si hasta este mes no nos cancelan, el próximo año vamos a tener serios problemas de no poder seguir prestando servicios a la población con la donación de sangre”, manifestó el Director del Banco de Sangre.

Pese a las circunstancias económicas por la que atraviesan, Arancibia refirió que aún atienden a quienes requieran sangre a través de los servicios transfusionales por los que pagan las cajas de Yacuiba, Villa Montes y Bermejo. Además, acotó que los reactivos son comprados en la medida en que puedan abarcar con la demanda de sangre.

Arancibia mencionó que desarrollaron varias reuniones, de la misma manera, una serie de notas escritas a Desarrollo Humano de la Gobernación y al HRSJD por lo que están a la espera de que la Gobernación haga un desembolso del pago de Susat para que el Hospital nos pague al Banca de Sangre el monto adeudado.

“Han comprometido un monto, estamos esperanzados en que eso suceda, un de 300.000 bolivianos que ya es un monto importante para poder adquirir los insumos necesarios para seguir trabajando”.


Giovana Cruz Villca

Deja un comentario