Por la elevada demanda, se improvisan espacios para consultorios vecinales de salud

El diario Andaluz acompañó al concejal municipal de Cercado, Alberto Valdez, a una inspección realizada a tres consultorios vecinales de salud en el Distrito 8 de la ciudad de Tarija. Esta visita develó deficiencias en cuanto a infraestructura, equipamiento, medicamentos, e incluso denotó que aún se está improvisando en el tema de salud, pero como la población necesita contar con este servicio, debe incluso hacer algunos esfuerzos económicos para que estos funcionen.

La inspección inició en el consultorio vecinal del barrio Lourdes, donde se evidenciaron algunas deficiencias principalmente por la infraestructura. Se continuó por el barrio Valle Hermoso, lugar donde recién se está construyendo el ambiente para que funcione el consultorio. Finalmente se visitó el barrio Japón, donde el consultorio vecinal ya se encuentra funcionando, pero el espacio no tiene las separaciones acorde al esquema funcional del consultorio.

Frente a esta situación, el director de Salud del Municipio, Rodrigo Fuenzalida, explicó que estos consultorios vecinales funcionan a raíz de un convenio firmado entre tres partes: Gobierno central que es el que se encarga de poner los recursos humanos a través del programa Mi Salud;  la sociedad civil, en este caso los barrios se encargan de garantizar la infraestructura; y por último, es el Municipio quien se encarga de dotar el equipamiento, instrumental, insumos y medicamentos.

EN LOURDES

En el consultorio vecinal de salud del barrio Lourdes, se pudo evidenciar que la infraestructura no es apta para que atiendan los médicos y enfermeras, esto por el hecho que las paredes están rajadas, algunas por el pasar del tiempo cedieron, lo que ocasionó que los vidrios de las ventanas revienten y estén partidos, el lugar da la sensación de que el ambiente está por caerse.

En el lugar trabajan dos médicos y una licenciada en enfermería con ítem del Ministerio de Salud. Además existe una odontóloga que apoya el trabajo que se realiza en dicho consultorio.

El médico, Ever Sánchez, quien estaba en el consultorio de este barrio indicó que las atenciones que se brindan son de lunes a viernes de horas 7.00 a 13.00, pero que el personal se queda hasta las 15.00 para completar las 8 horas laborales.

Detalló que existe una responsable que tiene como área de influencia el barrio Lourdes, y que la tarea principal trata de visitas y seguimientos a los pacientes alrededor de 3.780 habitantes; en tanto, otro médico se encarga de cubrir todo lo que es Monte Sud, los barrios Valle Hermoso, La Huerta y Laurel, cubriendo alrededor de 1.780 habitantes; y recientemente ingresó otra persona para atender en el barrio Japón y Buena Vista.

“Las deficiencias que tenemos aquí en el consultorio de Lourdes es el mantenimiento del lugar, por ejemplo, la infraestructura es del Proyecto Moto Méndez, pero han cedido sus predios –expuso Sánchez-. De acuerdo a la caracterización del consultorio vecinal, lo que necesitamos es la instalación de agua, lavamanos para enfermería, iluminación, revoque y pintado general, reposición de vidrios, porque hay veces que los gatos se entran”.

Sánchez aclaró que esta infraestructura del barrio Lourdes, aún no ha sido inaugurada como consultorio vecinal, refirió que están a la espera de apoyo para mejorar las condiciones de infraestructura.

El consultorio vecinal de Lourdes, también tiene como una de sus prestaciones los servicios de odontología, donde cuenta con una silla odontológica bastante deteriorada, una luz alógena que al parecer cumplió su ciclo de vida útil, mismas que pertenecen al proyecto Corazón de María y no al Municipio. La responsable del área “hace lo que puede” con el instrumental e insumos que cuenta.

“Desde el Municipio nos explicaron que estas no son sus instalaciones por lo que no pueden hacer nada”, expuso la odontóloga.

Al respecto, el funcionario municipal, Rodrigo Fuenzalida, explicó que este centro todavía no fue inaugurado, y que en el momento de la inauguración ingresará el Municipio para hacer todas las refacciones necesarias.

EN VALLE HERMOSO

En el barrio Valle Hermoso se pudo evidenciar que existe un consultorio a medio construir, mismo que ya había sido planificado ejecutarlo en la pasada gestión, pero que recién inició en abril de este año. Remarcó que a la fecha se encuentra paralizada la obra, esto por el hecho que se acabaron los recursos para concluir con la obra fina.

“Esto lo habíamos pensado gestionar por intermedio de German Hoyos (Secretario de Desarrollo Humano del Municipio), pero hasta ahora no hemos tenido respuesta, si esta obra ya estaría concluida yo tendría que estar atendiendo en ese consultorio”, refirió Sánchez.

Fuenzalida señaló que este centro a la fecha no rinde la parte técnica para poder habilitar el consultorio vecinal, refirió que la infraestructura debe contar con el visto bueno del programa Mi Salud en base a las características que se requieren.

EN EL BARRIO JAPÓN

La responsable del consultorio vecinal del barrio Japón, Roxana Fajardo, señaló que este centro ha sido inaugurado hace un mes atrás, informó que recién están operando en el barrio, pero unos de los primeros tropiezos que ha tenido es la falta de baterías para que funcionen algunos equipos como las balanzas.

Explicó que el ambiente donde funciona el consultorio vecinal es en alquiler, y que son los vecinos quienes se encargan de pagarlo, esto mientras se construya la sede del barrio.

Fajardo manifestó que el espacio no cumple el diagrama funcional que se ha emitido desde el nivel central, remarcó que la sala en donde funciona el consultorio, debe ser dividida, en área de enfermería, área de consultorio, área de examen, área de vestuario y área pública. Sin embargo, explicó que la disposición ha salido después de la inauguración he dicho consultorio, por lo que se esperanzó en que el Municipio pueda hacer las mejoras correspondientes.

Por su parte, Fuenzalida aseguró que el Municipio entregó el equipamiento y mobiliario necesario para que pueda funcionar.

VALDEZ PIDE GARANTIZAR CONDICIONES

El concejal municipal, Alberto Valdez, manifestó que la primera consideración ante la implementación de estos consultorios vecinales, es positiva, esto por el hecho que espacios como este hacen que la población que vive en los barrios periurbanos puedan tener acceso a la salud. Sin embargo, manifestó que urge dar las condiciones necesarias al recurso humano que trabaja en el lugar, de esta manera garantizar un buen servicio a la población.

“Nosotros cuando fuimos dirigentes de la Fedjuve, ya habíamos tenido la idea de poder implementar, pero eventualmente el tiempo no nos ha alcanzado para poder concretizar este objetivo –remarcó Valdez-. Hicimos una verificación de manera objetiva, porque no conocemos a detalle todavía el convenio suscrito entre las partes para que funcione”.

Valdez cuestionó el hecho de que el consultorio barrial de Lourdes esté funcionando, cuando la infraestructura no es la adecuada para que se hagan las prestaciones de salud en el lugar. “Considero que debería cerrarse hasta que se den mínimamente las condiciones”.

En cuanto al consultorio vecinal que está en ejecución en el barrio Valle Hermoso, Valdez señaló que el Municipio debería invertir recursos para que éste pueda concluirse lo más pronto posible, y de esta manera beneficiar a la población. Resaltó que entre las competencias que tiene el Municipio fuera del convenio suscrito, está garantizar la infraestructura y equipamiento en salud.

“Si consideramos la inauguración con bombos y platillos del consultorio vecinal del barrio Japón, es un tema que nos deja a medias, debemos reconocer que es un centro bonito, bien pintado, que aún a pesar de su presencia tiene algunas deficiencias, como por ejemplo, sin que se haya dado la funcionalidad de las balanzas para niños y mayores, o en su defecto completar con equipamiento como mesas, sillas y otros detalles que nos hizo conocer la responsable de salud del lugar”, puntualizó Valdez.

Valdez adelantó que tras haber tomado conocimiento de esta situación, realizarán una petición de informe para que el Gobierno Municipal pueda explicar cuántos consultorios vecinales actualmente están funcionando, cuantos están a medio funcionar y cuantos faltan inaugurarse. Además del presupuesto que se tiene destinado para esto.

MUNICIPIO INAUGURÓ 12 CONSULTORIOS

El Director de Salud del Municipio explicó que hasta la fecha se realizaron 12 inauguraciones de consultorios de salud vecinales, de los cuales, 11 pertenecen al área urbana y 1 en el área rural.

“Son 50 los médicos que se han conseguido en este convenio, y de estos, 15 médicos están en el área rural en cada uno de los centros de salud –detalló Fuenzalida-. Es diferente el accionar en el área rural, porque como no hay médicos de parte del Ministerio de Salud, entonces estos médicos son los que trabajan en los centros rurales”.

Fuenzalida señaló que a medida que se da el visto bueno a los centros, se tiene una carga técnica entre el programa Mi Salud con el Municipio, donde se debe tratar la ubicación, y definir la existencia de una población de 3.000 habitantes alrededor del consultorio vecinal, ya que cada uno de estos debe abarcar una población de 3.000 personas.

“Una vez que cumplen con estos requisitos vamos a los consultorios y les vamos haciendo la entrega de todo el instrumental, mobiliario y equipamiento –remarcó Fuenzalida-. En algunos casos estamos entrando con plomería, pintado, pero debo mencionar que no es competencia nuestra porque no son ambientes nuestros, sino que pertenecen a los barrios”.

El funcionario municipal señaló que de manera conjunta con el programa Mi Salud, se hizo la entrega de ropa de trabajo, mochilas, gorras, esto por el hecho, que de las 8 horas laborales que deben cumplir los médicos, 3 horas deben atender en consultorio y las restante 5 deben visitar casa por casa hasta llenar la carpeta familiar de las 3.000 personas asignadas.

Fuenzalida explicó que de los consultorios que fueron inaugurados se les entregó equipamiento por igual, y que todavía tienen pendiente una compra para esta gestión de alrededor 800.000 bolivianos, lo que será entregado en el mes de diciembre.

“También tenemos presupuestado para la siguiente gestión seguir incrementándoles el equipamiento”, dijo Fuenzalida.

Consultado sobre a quién corresponde controlar el funcionamiento de los consultorios vecinales, Fuenzalida señaló que esta es una iniciativa recientemente implementada en la ciudad de El Alto y Tarija, y que recién el Ministerio de Salud está normando las características de lo que debe tener como mínimo un consultorio vecinal.

“En este momento no hay una normativa que nos diga las características o ambientes con los que debería contar el consultorio, las medidas ni equipamiento con lo que debe contar –señaló Fuenzalida-. Pero lo que nos ha comentado el Ministerio de Salud es que hasta fin de año vamos a tener la normativa ya definida para el consultorio vecinal”.

Fuenzalida manifestó que una vez aprobada y puesta en vigencia la normativa para el consultorio vecinal, recién ingresa el Servicio Departamental de Salud (Sedes) para ver si se cumplen o no los requisitos que establece la norma.


LEONEL SUAREZ QUIROGA

Deja un comentario