Micreros descartan trabajar hasta las 11 de la noche

Andrea Cardona

Los sindicatos de micros descartan trabajar hasta las once de la noche porque consideran que es un esfuerzo excesivo para los conductores, pero La Federación Departamental de Juntas Vecinales (Fedjuve) piden este y otros requisitos, y por lo tanto determinaron rechazar cualquier alza de tarifas.

El pasado jueves de la noche se rompió el dialogo entre el transporte y la Fedjuve debido a intereses diferentes de ambas partes. Por un lado, la Fedjuve determinó que no permitirá el incremento de tarifas hasta que haya mejoras en el transporte público, y los micreros señalaron que continuarán exigiendo la nivelación de tarifas.

Edwin Rosas, presidente de la Fedjuve, argumentó que el intento de acercamiento no funcionó como lo previsto, pues, según su postura, los transportistas no tuvieron la intención de escuchar a los vecinos.

“La impresión de escucharnos a ambos ha sido un total fracaso. Hemos tenido que escuchar hablar durante más de una hora a la gente de transporte, pero cuando le tocó hablar a los dirigentes de las juntas vecinales se molestaron”.

Sin embargo, Sabino Chiri, representante de los Sindicatos de Micros de Cercado, señaló que la reunión acontecida no tuvo un desenlace productivo porque estaba dirigida a encontrar falencias en el sector de transporte por los “funcionarios del municipio” que “fueron a defender sus puestos de trabajo”.

“Por no hacernos faltar el respeto hemos tenido que abandonar explicando los avances que hemos tenido en los meses de trabajo trascurridos, en cuanto al GPS, a la emisión de gases demostrando que nosotros no somos los principales contaminantes”, dijo Chiri.

Rosas, mencionó que las juntas vecinales reclamaron mejoras en el servicio de transporte público que no fueron atendidas. Además, exigieron una explicación sobre la desaparición de algunas líneas de micros como la G, la 10, la 8 y la línea 3, “es por eso que la gente de los barrios está reclamando sobre la espera de más de 40 minutos para poder tomar un micro”.

Por otro lado, indicó que los representantes de Sindicato de Transporte Público no consideraron las problemáticas planteadas por los vecinos, ni tuvieron la paciencia de escuchar las críticas de la otra parte, por lo que se retiraron impetuosamente de la reunión, y esa actitud tuvo repercusiones.

“Ha causado muchísima molestia en los dirigentes y han rechazado unánime y rotundamente el incremento de las tarifas”, afirmó Rosas.

Además, declaró que exigieron a los conductores que el horario de funcionamiento de las líneas de micros se extienda hasta las 11 de la noche para cubrir las necesidades de la población y que se incrementen los vehículos.

“Queremos que los micros no tarden demasiado. Esperamos una media hora, 40 minutos y es demasiado. Queremos que trabajen hasta las 11 de la noche y que no circulen por la Domingo Paz y por la calle Bolívar”.

Pero, ante esta petición, el representante de transporte refutó por completo esta idea planteada, calificando de absurdo.

“Es lo más absurdo. Quieren que trabajemos desde las seis hasta las 11 de la noche. Quiero que me digan ¿Qué cuerpo va a aguantar? Además, el vehículo, aunque sea un fierro también tiene que descansar. Usted cree que cuatro horas de descanso ¿es justo?”, dijo Chiri.

Asimismo, manifestó que las Juntas Vecinales no toman en cuenta las necesidades de los transportistas y pretenden alargar las horas de trabajo a pesar de extender el cansancio físico y mental que significaría.

Ante esta problemática, ambos sectores no pudieron encontrar solución a los planteamientos postergando para una nueva reunión, un debate que se espera por las partes tenga un final mejor.

Por este motivo, la próxima semana, la Fedjuve está convocando al Municipio, al Concejo Municipal y al Transporte Público para nuevamente intentar explicar las exigencias planteadas, y de acuerdo a las resoluciones de esta reunión diseñar un calendario de plazos, y en base a los avances retomar la temática de tarifas.

.

Deja un comentario

. . . . . .
;